Video 134 – Cómo hacer una buena precentación

La presentaciones van a seguir existiendo, por que son baratas (con un docente y un proyector puedo hacer una clase a 10 alumnos, a 200 o a 1000). La mayoría las considera un "mal necesario".
Nuestro mensaje y nuestra perspectiva: ya que van a seguir haciendo clases, ¡háganlas bien!
Las clases expositivas tienen un rol dentro de la educación médica de postgrado, sin duda, pero no es el rol que muchos le atribuyen. Las clases no son para informar, entregar "conocimiento", entregar listas, o para aprender procedimientos. Las clases expositivas son para motivar y generar dudas que el alumno tiene que ir a contestarse!
Está más o menos claro que la manera en que la mayoría de los docentes (pregrado y postgrado) no es la correcta y son altamente ineficientes, con la mayoría de los alumnos, olvidando la mayoría de lo entregado en la clase incluso al evaluarse el mismo día en que se recibió el material. ¡Para que decir a las 2 semanas!
Las clases deben prepararse, con tiempo, considerando quien la va a escuchar, encontrando que es relevante para esa audiencia en específico, eligiendo 2 a 3 mensajes claves a entregar y construyendo una historia en torno a estos mensajes que se ha decidido entregar. En la medida en que identifico mensajes relevantes y los repito, aumento la probabilidad de éxito. No debemos apuntar a entregar todo lo relativo con alguna enfermedad o síntoma, por ejemplo, si no que debemos elegir 3 puntos específicos y crear nuestra historia/presentación en torno a estos puntos.
La preparación del material audiovisual, es tan importante como el contenido a entregar. Un excelente contenido, entregado de muy mala forma o un contenido débil o equivocado, entregado de manera excelente, son extremos que debemos evitar a toda costa, por que los perjudicados, son los que van a escuchar tu clase y, eventualmente, los pacientes. Material audiovisual es apoyo y debe cumplir esa función. Los alumnos o asistentes al curso, van a escucharte a ti y lo que tú quieres decir. No van a leer diapositivas ni menos a escucharte leer diapositivas. Para que cumpla estos requisitos, en este video, el Dr. Sergio Alvizu nos da algunos consejos & tips de como hacer que nuestras presentaciones, sean lo más efectivas posibles.

Video 133 – Redes sociales & educación

Las redes sociales tienen una mala propaganda, básicamente por la cantidad de información basura que circula. Sin embargo, como equipo estamos convencidos de que son una herramienta imprescindible en la formación de residentes, docentes, médicos generales y miembros del equipo de salud que trabajen en una urgencia.
Las barreras más frecuentes que hemos encontrado son básicamente dos: médicos/docentes/residentes que se autoexcluyen por "no saber de tecnología" y los que simplemente creen que es una pérdida de tiempo. La 1era barrera se supera logrando que se atrevan, logrando que se den cuenta, mediante la práctica, de que no se necesita saber mucho de computación para lograr objetivos utilizando estas herramientas. La segunda barrera es más compleja de superar, pero existen argumentos teóricos, que apuntan a que bien utilizadas, son útiles, ¡y mucho!
El uso de esta herramienta en la educación no es un tema nuevo, viene desde hace algún tiempo y tiene un marco teórico bien definido. El constructivismo social y el conectismo, nos dan las bases para comprender el por qué uno puede y debería utilizar esta herramienta en la educación de residentes y de todo el equipo de salud.
Desde el punto de vista del razonamiento clínico y que es lo que entendemos por nuestro propio conocimiento, debemos abandonar lo que aprendimos y nos enseñaron. El mundo clínico, los pacientes no están ni deben calzar dentro de categorías ni diagnósticos específicos. Debemos abandonar el enfrentamiento clínico del paciente desde el "que es lo que tiene" y debemos comenzar a enfocarnos en el "como llego a entender lo que le pasa al paciente". Ojo que el saber, leer, estudiar las patologías específicas es de vital importancia, no se debe abandonar por ningún motivo, pero lo que debemos cambiar es cómo aplicamos lo que sabemos al paciente en la práctica.

Video 132 – Emergencia Hipertensiva

El manejo de la HTA es algo extremadamente frecuente en nuestros servicios de urgencia. Todos los turnos nos vemos enfrentados a tomar la decisión de bajar o no bajar la presión arterial. A veces, nos vemos tentados o incluso forzados a bajar la presión arterial. Es por esto que es necesario revisar y re-evaluar este tema. Si elegimos mal, podemos transformar un paciente hipertenso, pero asintomático, en un paciente en shock o con hipoperfusión cerebral.
Ante un paciente con hipertensión, debemos siempre evaluar si esta presión elevada es la causa de los síntomas del paciente o si en realidad es consecuencia de algo más. Si decidimos que es consecuencia de otra cosa, nada de lo que sigue en el video aplica, ya que no tenemos que enfocarnos en bajar la presión arterial, si no más bien en atacar la causa (angustia, dolor, ansiedad, miedo, etc).
Urgencia hipertensiva se diferencia de la hipertensión arterial crónica básicamente en que el paciente está muy hipertenso, pero no tiene signos de daño de órgano blanco. Dependiendo de las costumbres y políticas locales, este paciente no requiere NADA del servicio de urgencia, más que buena educación, educar sobre signos de alarma y dejar contactado con médico que lo seguirá a futuro. No necesita que le bajemos la presión, no necesita estudio para ver si existe falla de órgano blanco (paciente está asintomático), no necesita ni siquiera que nosotros iniciemos tratamiento. Necesita control ambulatorio y engancha con sistema de control ambulatorio.